×

Tratamientos faciales

Tratamientos faciales

Es el paso previo imprescindible antes de realizar un procedimiento de Medicina Estética facial.

Tiene como objetivo primordial, retirar las células muertas e impurezas de la superficie de la piel, dejándola más limpia, suave, hidratada y fresca. El procedimiento elimina las capas exteriores de células muertas de la piel, promoviendo la regeneración celular y de colágeno.

Se recomienda su realización quincenal o mensualmente, de acuerdo al tipo de piel, lográndose con ello, además, atenuar manchas y arrugas superficiales.

Se realiza mediante Microdermoabrasión con puntas de diamante, ésta técnica consiste en un sistema de aspiración suave y superficial para rostro, cuello y escote, utilizando puntas recubiertas con partículas de diamante de diferentes tamaños.

Una vez limpia la piel del rostro, se complementa la limpieza facial con principios activos altamente beneficiosos como la Vitamina C y el Ácido Hialurónico mediante sueros o máscaras.

  • * Duración del procedimiento: 30 min.
  • * Analgesia: Indoloro.
  • * Efectos secundarios: Ninguno.
  • * Precauciones: Ninguna.

El peeling es una técnica Dermatológica- Cosmética, que consiste en la aplicación de un agente químico, generalmente un ácido, sobre la piel, con el objetivo de lograr una exfoliación de la misma, obteniendo así una renovación celular. El éxito de éste tratamiento dependerá del conocimiento de los agentes empleados (concentración, pH, etc.), de las pautas implementadas durante su aplicación (forma de aplicación, tiempo de permanencia del agente en la piel, frecuencia, número total de aplicaciones, etc.) y del entrenamiento profesional.

La aplicación tópica de estos agentes químicos, producirá una destrucción limitada y controlada de la epidermis y de las primeras capas de la dermis. Esta acción va seguida de reconstrucción dérmica y epidérmica para dar lugar a un tejido dérmico nuevo, rico en fibroblastos, cuyas fibras serán más numerosas y mejor organizadas.

En general, hoy en día, se prefieren Peelings menos agresivos, que permiten una vida social y laboral completamente normal.

Según las características de la piel de cada paciente, sus objetivos y la época del año, se optará por diferentes ácidos y concentraciones como: Glicólico, Mandélico, Salicílico, Lactobiónico, Retinoico, Fenol Atenuado, TCA, etc.

Cada uno de ellos tiene un efecto específico en la piel, con variados beneficios:

  • . Disminución de arrugas finas.
  • . Piel más tersa, lisa, suave y luminosa.
  • . Atenuación de manchas y cicatrices.
  • . Mejora secuelas de acné.
  • . Reducción de poros.
  • . Control de piel grasa y seborreica.

Mediante una evaluación clínica y diagnóstica, se confecciona un cronograma de tratamiento, con diferentes combinaciones de peelings, número de sesiones e intervalos.

Según la afección a tratar y del estado de la piel, se realizan generalmente, 4 a 10 sesiones cada 7 a 15 días, valorando la evolución clínica del paciente.

Se complementa el procedimiento con una Máscara Descongestiva y Máscara Hidratante.

  • * Duración del procedimiento: Depende del ácido a utilizar, generalmente entre 20 a 40 min.
  • * Analgesia: Indoloro. Algunos ácidos pueden provocar una leve picazón o ardor, pero son excelentemente tolerados.
  • * Efectos secundarios: Puede aparecer un leve enrojecimiento, así como sensación de calor y picor, que dura pocos días y no deja secuelas permanentes.
  • * Precauciones: Se recomienda protección solar, evitar saunas y piscinas durante el tratamiento.

La Vitamina C es uno de los antioxidantes más potentes y abundantes que existen en nuestra piel. Con el paso de los años y la exposición a factores externos como la radiación solar, tabaco, estrés, etc.; se produce un aumento de radicales libres en la piel, lo cual genera una disminución de los niveles cutáneos de vitamina C, que es sumamente importante reponer.

Está demostrado científicamente que la vitamina C tiene múltiples efectos beneficiosos sobre la piel, dentro de los que se destacan:

  • . Protección ante el Foto envejecimiento: Su acción antioxidante, contrarresta los efectos nocivos de los radicales libres y previene la aparición de manchas, atrofia cutánea y pérdida de luminosidad.
  • . Estimula la producción de Colágeno: Previene la aparición de arrugas.
  • . Disminuye la Inmunosupresión: Aumenta las defensas de la piel, disminuyendo la Carcinogénesis inducida por la radiación solar; previene el desarrollo a largo plazo de cáncer de piel.
  • . Repone los niveles de otros antioxidantes como la Vitamina E.
  • . Produce un Efecto Anti pigmentario: Mediante la inhibición de la enzima tirosinasa, disminuye y previene el desarrollo de manchas faciales.

Luego de realizar una limpieza facial profunda con Microdermoabrasión con puntas de diamante, se aplica sobre el rostro una Máscara compacta de Vitamina C pura, que se deja actuar 30 minutos.

Se recomienda su realización una vez al mes.

Asimismo, se aconseja el uso de Vitamina C, bajo forma de suero, en forma diaria, luego de la higiene facial.

  • * Duración del procedimiento: 50 minutos.
  • * Analgesia: Indoloro, la vitamina C puede producir un leve ardor sobre la piel limpia, transitorio y bien tolerado.
  • * Efectos secundarios: Ninguno.
  • * Precauciones: Ninguna.

La Mesoterapia es un acto médico, que debe ser realizado por un médico especializado, en un ambiente apropiado (Consultorio Médico habilitado), en estrictas condiciones de asepsia y con fármacos adecuados a la patología a tratar.

Es un tratamiento Médico Estético, originado en Francia, que consiste en la administración intra dérmica a muy bajas dosis, mediante pequeñas inyecciones, de medicamentos y principios activos, con la finalidad de obtener un efecto farmacológico (debido a la acción de los fármacos administrados) y un efecto de estimulación física (dependiente de la efracción de la piel por la aguja).

Es un tratamiento esencialmente local, que permite la aproximación del agente terapéutico a la zona patológica. Es una técnica simple, no agresiva, que permite la combinación medicamentosa, seleccionada criteriosamente, después de realizar un diagnóstico clínico y de valorar las necesidades del paciente.

Es una vía de administración de fármacos, de reconocida eficacia, a nivel Corporal, Capilar y Facial.

A nivel Facial está indicada para:

  • . Mejorar la calidad de la piel: Mejora la textura, hidratación y luminosidad de la piel.
  • . Tensar: Disminuye la flacidez de mejillas, surcos naso genianos, contorno facial, cuello y escote.
  • . Disminuir arrugas: Atenúa arrugas frontales, entrecejo y arrugas peri orbitarias (patas de gallo).

Los principios activos más utilizados a nivel Facial son: Ácido Hialurónico, Vitamina C, Colágeno, Elastina, Pool Colagénico (Glicina, Prolina, Hidroxiprolina), X ADN, Argireline, AOC3(Acetil Octapeptido 3), AH25 (Acetylhexapeptido 25), DMAE(Dimetilaminoetanol), Silicio Orgánico (Conjonctyl), 17 B Estradiol, D- Line (Snap-8, Leuphasyl, Inyline), etc.

Se utiliza una técnica manual, suave y sutil, conocida como técnica en “nappage”, así como también técnicas de epidermopuntura y micropápulas.

Se recomiendan 4 a 6 sesiones iniciales con intervalos de 7 a 15 días y luego una sesión de mantenimiento mensual.

  • * Duración del procedimiento: Aprox. 60 min., dependiendo de la/ las zonas a tratar.
  • * Analgesia: Generalmente Indoloro, puede provocar molestias mínimas que son muy bien toleradas.
  • * Efectos secundarios: Pueden aparecer pequeños hematomas en los sitios de punción que desaparecen en pocos días y se cubren fácilmente con maquillaje.
  • * Precauciones: Evitar saunas y piscinas durante el tratamiento. El tratamiento no interfiere con la vida laboral ni social.

A medida que envejecemos vamos perdiendo componentes fundamentales de nuestra piel como el ácido hialurónico y el colágeno, por lo tanto, nuestra piel pierde elasticidad e hidratación.

Skinbooster aumenta la hidratación de la dermis generando luminosidad y suavidad en la superficie de la piel en forma inmediata para que tu piel luzca un aspecto renovado y radiante.

Skinbooster es un Ácido Hialurónico reticulado de baja densidad, que, al ser colocado en la dermis profunda, mediante Mesoterapia, sustituye al ácido hialurónico perdido, lográndose nuevamente la retención de agua. Así la piel recupera brillo, luminosidad, elasticidad y belleza natural.

El tratamiento consiste en la aplicación de micro inyecciones de Skinbooster en la dermis profunda de mejillas, párpados, labios, cuello, escote y/o manos.

Los resultados son visibles desde la primera sesión. Un programa de tratamiento óptimo con Skinbooster se compone de 3 sesiones de tratamiento inicial con intervalos de 2 a 3 semanas.

La realización de Skinbooster con Ácido Hialurónico de primera calidad, es actualmente una tendencia mundial, ampliamente recomendado como tratamiento único o incluso previo a la realización de Implantes Faciales (Fillers) con Ácido Hialurónico.

Se utilizan Skinboosters importados de altísima calidad como Volite (Juvederm-Laboratorio Allergan, Reino Unido), Skinbooster (Restylane – Laboratorio Galderma, Usa), Redensity 1 (Teosyal- Laboratorio Teoxane, Suiza) o de procedencia argentina (Laboratorio VIP).

  • * Duración del procedimiento: 60 min.
  • * Analgesia: Generalmente Indoloro, puede provocar una molestia mínima que es muy bien tolerada.
  • * Efectos secundarios: Pueden aparecer pequeños hematomas en el sitio de punción que desaparecen en pocos días y se cubren fácilmente con maquillaje.
  • * Precauciones: Se recomienda no tomar analgésicos ni aspirinas 1 semana antes.

La Toxina Botulínica de tipo “A “, más comúnmente llamada Bótox, es una proteína purificada que actúa relajando la contracción de los músculos de expresión facial.

Está indicada en aquellos pacientes que comienzan a tener arrugas de expresión o ya las tienen instaladas, apuntando a evitar que se acentúen.

Las arrugas de expresión son producidas por la acción de los músculos faciales, que se encuentran por debajo de la piel, especialmente en el tercio superior del rostro, en áreas como la frente, entrecejo y arrugas peri orbitarias (Patas de gallo).

La Toxina Botulínica, se inyecta en los músculos del rostro, para disminuir temporariamente la función de los mismos y las arrugas que ello genera. También tiene una función preventiva; cuando se inyecta en el tercio superior del rostro, a edades en las que todavía no se han marcado las arrugas de expresión, se evita que las mismas se formen, ya que al relajar la zona estamos “educando” a los músculos e impidiendo su formación.

Es fundamental realizar una cuidadosa evaluación de los gestos y de la armonía del rostro, así como tener un conocimiento amplio de la anatomía y funcionalidad de la musculatura facial, para obtener resultados óptimos y naturales: un rostro descansado, relajado y fresco.

Se trata de relajar parcialmente la musculatura, no de paralizar, utilizando múltiples puntos de inyección y menos dosis; se busca más la naturalidad que la durabilidad.

Utilizamos toxina botulínica tipo “A “del Laboratorio Ipsen Biopharm (Reino Unido) con el nombre de “DYSLOR”, importado en nuestro país por el Laboratorio Roemmers S.A.

El procedimiento, en manos entrenadas, es sencillo, indoloro y rápido. Los resultados se producen gradualmente a los 2 a 10 días.

El tratamiento con Toxina Botulínica se realiza en una única sesión, el paciente regresa a los 10- 15 días a una consulta de control.

La duración del efecto de la Toxina Botulínica, es aproximadamente 4 a 6 meses. Los efectos van disminuyendo progresivamente. Se recomienda repetir el procedimiento cada 6 meses.

El tratamiento con toxina botulínica es deseable realizarlo en el marco de un plan de tratamiento integral de la piel del rostro, donde en las primeras sesiones nos ocuparemos de mejorar la calidad de la piel, mediante Peelings Químicos, Mesoterapia Y Radiofrecuencia Facial, que actúan en forma sinérgica mejorando los resultados notablemente.

En una primera consulta de evaluación diagnóstica, realizaremos un plan de tratamiento personalizado que más se adecue a tus necesidades.

  • * Duración del procedimiento: Aproximadamente 30 minutos.
  • * Analgesia: Al ser administrado frío y con una aguja extremadamente delgada, es un procedimiento muy bien tolerado por la mayoría de los pacientes.
  • * Efectos secundarios: Puede aparecer algún pequeño hematoma alrededor del sitio de punción, que desaparece en pocos días.
  • * Precauciones: Se desaconseja realizar ejercicio físico, acostarse y masajear las zonas tratadas durante las 6 horas siguientes al tratamiento.

Nuestro rostro cambia con los años. El paso del tiempo, provoca que perdamos firmeza y aparezcan las primeras arrugas. En el envejecimiento facial, ocurren básicamente 2 procesos:

  • . Por un lado, una pérdida volumen, en algunas zonas, determinada por la pérdida de grasa en la zona media de la cara; que, por efecto de la gravedad, pasa a depositarse en la zona de la línea mandibular y también una disminución del tejido óseo: resorción ósea.
  • . Por otra parte, se produce una mayor actividad de los músculos depresores.

La pérdida de volumen facial, es el factor que más envejece la expresión, es lo que los Médicos especialistas en Medicina Estética llamamos inversión del triángulo de la juventud.

El triángulo de la juventud es la figura imaginaria que resulta, en una persona joven, al unir el punto más alto de cada pómulo con el centro del mentón. A los 25 años aproximadamente, éste triángulo apunta hacia abajo: pómulos elevados, mejillas voluminosas y mentón bien definido. Hacia los 40 años, el triángulo se va invirtiendo por completo: de manera que la base de dibuja claramente en el borde inferior de la cara y el vértice en la frente: las mejillas pierden volumen, aparecen surcos naso genianos profundos y la línea mandibular se torna flácida. Un rostro con el triángulo de la juventud invertido tiene un aspecto más triste y cansado.

Para tratar de invertir este proceso, o mejorar el aspecto y recuperar el triángulo de la juventud, debemos reponer el volumen perdido en la zona media del rostro.

Para ello disponemos de implantes o rellenos a base de Ácido Hialurónico, que permiten, por un lado, aportar volumen en la zona de manera inmediata y a largo plazo, y además, estimular la formación natural de colágeno.

El Ácido Hialurónico; un componente normal de nuestro cuerpo, constituye el implante o relleno por excelencia, por su seguridad y compatibilidad con los tejidos humanos y su enorme capacidad para atraer agua.

Se trata de un procedimiento mínimamente invasivo, de corta duración y con resultados estéticos inmediatos y duraderos.

Utilizamos Ácido Hialurónico de la más alta calidad, totalmente reabsorbibles y con un perfil farmacológico óptimo, recurriendo a diferentes densidades; permitiendo así adaptar el producto a las necesidades del paciente. Provienen de los Laboratorios Teoxane (Suiza) y Allergan (Reino Unido).

Los sitios donde se puede aplicar el implante son:

  • . Arrugas.
  • . Surcos naso genianos.
  • . Labios (perfilado, aumento de volumen, tratamiento de arrugas peri bucales).
  • . Pómulos (para restaurar su volumen).
  • . Valle de lágrimas (depresión debajo de los ojos).
  • . Boca en “marioneta “.
  • . Cola de las cejas (para agrandar el ojo).
  • . Contorno facial.
  • . Punta nasal (para su elevación).
  • * Duración del procedimiento: Depende de la o las zonas a tratar, aproximadamente 30 a 40 minutos.
  • * Analgesia: Depende de la subjetividad de cada paciente y de la zona a tratar, generalmente se utiliza anestesia tópica para mejor comodidad del paciente.
  • * Efectos secundarios: Puede producirse edema o hinchazón en labios y valle de lágrimas que se resuelve en pocos días.
  • * Precauciones: Se recomienda no exponerse al sol ni cama solar por 4 días, no masajear la zona tratada por 48 horas.

El tratamiento con implantes faciales es aconsejable realizarlo luego de obtener una mejor calidad de la piel del rostro, restableciendo la matriz extracelular, mediante Peelings Químicos, Mesoterapia, Skinboosters y Radiofrecuencia Facial.

Mediante una primera evaluación clínica y diagnóstica, realizaremos un plan de tratamiento personalizado que más se adecue a tus necesidades.

El concepto actual de belleza propone labios definidos, sensuales y naturales; teniendo éstos un altísimo impacto en la estética femenina.

Se busca que el aumento de volumen de los labios esté en armonía con la totalidad del rostro permitiendo que la boca luzca un aspecto natural.

El relleno de labios y perfilado labial con Ácido Hialurónico, es un tratamiento mínimamente invasivo, rápido y con resultados inmediatos que permite recuperar el contorno labial, añadir volumen y aportar hidratación. Una vez colocado, el Ácido Hialurónico, se integra fácilmente al labio, dejando una apariencia totalmente natural y suave al tacto.

La Hipercromía Idiopática Del Anillo Orbitario, comúnmente llamada “ojera “es una alteración de la coloración de la delicada zona del contorno de ojos. En ésta área, la piel es muy fina y transparente por lo cual los vasos sanguíneos son más visibles.

Conforme el proceso de envejecimiento avanza, se produce una pérdida de tejidos blandos en ésta zona, lo que hace más visible la depresión plana por debajo del surco de la ojera; puesto que la piel del párpado queda directamente en contacto con el hueso orbital que rodea el ojo.

La presencia de “bolsas” de líquido o grasa, también empeora el aspecto.

Existen varios tipos de ojeras:

  • . Marrones o Pigmentarias: Se deben a un exceso en el depósito de pigmento (melanina) en la zona. Son de color marrón, más comunes en personas con pieles más oscuras y se intensifican con la exposición al sol.
  • . Azules o Vasculares: Son debidas a una mayor vascularización y dilatación de los capilares sanguíneos próximos a la superficie de la piel. Son de color azul - violáceo, predominan en personas con pieles más claras y se acentúan por el cansancio, estrés, consumo de alcohol y tabaco.

El tratamiento médico estético de las “ojeras y bolsas” es integral; consiste en atenuar la coloración de la piel de la zona con Peelings suaves, hidratar y mejorar la calidad de la piel mediante Mesoterapia con fármacos específicos, Radiofrecuencia y en los casos necesarios, rellenar con Ácido Hialurónico los surcos muy marcados (valle de lágrimas).

Las manchas oscuras en la piel son las más comunes y son causadas por la exposición solar excesiva a lo largo del tiempo y se denominan Lentigo Solar o Senil. Esto ocurre porque los rayos UV estimulan la producción de melanina, el pigmento que le da color a la piel. La melanina tiene una acción protectora sobre los rayos solares, por tanto, al exponernos al sol, los melanocitos (células encargadas de la producción de melanina) aumentan su secreción.

Las partes del cuerpo más afectadas son las más expuestas al sol: rostro, escote, dorso de manos y antebrazos, siendo más común su aparición después de los 40 años de edad, aunque también pueden surgir en personas más jóvenes.

Existen otro tipo de manchas oscuras como las efélides o pecas que, si bien tienen un origen genético, se acentúan con los rayos UV y los lunares que pueden aparecer desde el nacimiento o ser adquiridos a cualquier edad, siendo necesario revisarlos en caso de cambiar su estructura.

Las alteraciones hormonales, el uso de ciertos medicamentos y otros factores que actúan sobre los melanocitos, también dan origen a diversas manchas en el rostro y en el cuerpo.

El melasma, por ejemplo, es una mancha oscura que aparece en el rostro, frecuentemente en las mejillas y la frente, siendo muy común su aparición en el embarazo o en la menopausia debido a alteraciones hormonales. Estas, irritan a los melanocitos produciendo áreas más oscuras en algunas zonas del rostro. El melasma, a su vez, empeora cuando la persona se expone al sol.

Las cicatrices de acné, son una causa muy común de manchas en la piel en adolescentes y jóvenes. Surgen principalmente como consecuencia del acné severo.

Después de cualquier proceso inflamatorio de la piel, como puede ser una quemadura, pueden aparecer cambios de coloración (pigmentación post inflamatoria) que pude ser transitoria o permanente.

Aunque el lentigo solar, melasma y las cicatrices post- inflamatorias de cualquier índole, son completamente inofensivas, pueden resultar antiestéticas, ya que generalmente se localizan en el rostro.

Es fundamental prevenir la aparición de manchas oscuras en la piel, así como la aparición de nuevas manchas una vez iniciado el tratamiento, para ello se recomienda: evitar la exposición solar entre las 10 a.m. y las 4 p.m., usar protección solar que contenga un factor de protección mínimo de 30, colocarlo 15 a 30 minutos antes de exponerse, re aplicarlo cada 2 horas y cubrirse con sombrero, lentes y ropa adecuada.

El tratamiento de éstas alteraciones, se basa en la combinación de Microdermoabrasión y Peelings Químicos despigmentantes.

Luego de una primera evaluación diagnóstica, se realizará un plan de tratamiento personalizado, que incluye generalmente 6 a 10 sesiones espaciadas cada 7 a 10 días, según la evolución clínica del paciente. Las sesiones duran aproximadamente 30 minutos, son indoloras y no interfieren con la vida laboral ni social del paciente.

Una sonrisa perfecta muestra el labio superior justo encima de los dientes superiores, pudiendo verse unos milímetros de encía. Cuando la sonrisa evidencia una encía superior muy visible se habla de Sonrisa Gingival.

La misma puede corregirse mediante la inyección de Toxina Botulínica de Tipo A en el músculo elevador común del labio superior y del ala nasal; de ésta manera se evita que el labio superior se eleve demasiado al sonreír, mostrando la encía superior de manera antiestética.

El tratamiento no es definitivo y debe repetirse aproximadamente cada 6 meses, pero a medida que pasa el tiempo, y al igual que sucede en otras zonas del rostro donde se aplica toxina botulínica, los músculos van debilitándose y el tratamiento puede ir espaciándose.

Es un procedimiento sencillo, rápido, mínimamente invasivo, que permite al paciente continuar con sus tareas habituales.

Utilizamos toxina botulínica tipo A del Laboratorio Ipsen Biopharm (Reino Unido) con el nombre de “DYSLOR “, importado en nuestro país por el Laboratorio Roemmers S.A.

El acné, también conocido como acné común o acné vulgaris, es una enfermedad inflamatoria crónica de la piel, que involucra al folículo piloso y a las glándulas sebáceas, caracterizada por la formación de pápulas, pústulas, nódulos y cicatrices, que aparecen principalmente en la cara, espalda, hombros y pecho. El acné puede afectar a todas las edades, desde el nacimiento hasta la edad madura (incluso por encima de los 40 años), pero es más común en adolescentes y adultos jóvenes.

La secreción excesiva de las glándulas sebáceas junto con las células muertas de la piel, taponan el canal de salida del pelo, lo que favorece el crecimiento de bacterias y la infección con presencia de pus, produciéndose la extensión descontrolada del acné. Como consecuencia la piel se inflama y aparece la lesión activa, que a menudo deja cicatrices.

Los cuatro factores clave responsables de la formación del acné son:

  • . Producción excesiva de sebo.
  • . Obstrucción de la salida de los poros.
  • . Aumento de la proliferación bacteriana (infección).
  • . Inflamación.

Existen diferentes tipos de acné:

  • . Acné comedoniano: Es el que presenta comedones (puntos negros y blancos).
  • . Acné inflamatorio: Se caracteriza por la presencia de pápulas y pústulas (granitos rojos y con pus).
  • . Acné severo: Se define por la presencia de lesiones nódulo – quísticas, que en caso de no ser tratadas pueden dejar secuelas como cicatrices y manchas en la piel.

No se sabe exactamente la causa del acné, pero es probable que los cambios hormonales, tales como los que ocurren en la adolescencia o el embarazo, tengan alguna relación con su aparición.

El tratamiento del acné debe ser personalizado; en función del tipo de acné, su severidad y la edad del paciente, junto con una terapia de apoyo domiciliario que incluye cuidados dermocosméticos. Es importante realizar un tratamiento precoz, para minimizar sus consecuencias, siendo la más grave la aparición de cicatrices a largo plazo. Además de las lesiones en la piel, el acné puede dejar secuelas psicológicas, por lo que tratarlo a tiempo es relevante.

El tratamiento del acné, debe ser realizado por un especialista y puede incluir las siguientes modalidades:

  • . Tratamiento tópico: estético y dermocosmético.
  • . Tratamiento médico por vía sistémica.

El tratamiento estético para el acné comedoniano e inflamatorio combina Microdermoabrasión y Peelings Químicos con ácidos específicos, que eliminan progresivamente los tapones córneos reduciendo el tamaño de las glándulas sebáceas e incorporando agentes bacteriostáticos efectivos contra la infección establecida.

El tratamiento médico-estético de las cicatrices de acné severo se realiza con Radiofrecuencia.

Luego de una evaluación diagnóstica exhaustiva del paciente, se realiza un cronograma de tratamiento que incluye de 4 a 10 sesiones, espaciadas cada 7 a 10 días, según la severidad del acné y la respuesta al tratamiento.

El tratamiento dermocosmético del acné, incluye la utilización de productos tópicos adecuados sin excipiente graso, no comedogénicos, preferentemente fluidos con excipientes acuosos o siliconados y que además contengan principios activos para combatir el acné: agentes queratolíticos, reguladores del recambio epidérmico, antibióticos, reguladores de la secreción grasa, antiinflamatorios, etc.

Los primeros signos de envejecimiento facial están relacionados con la baja producción de colágeno y fibras de elastina. La edad, la exposición UV, el tabaco y la polución ambiental entre otros factores, forman enlaces cruzados entre las fibras de colágeno quitándoles paulatinamente su elasticidad. Éste proceso natural, afecta la tonicidad y textura de la piel del rostro, apareciendo flacidez, surcos y arrugas.

La Radiofrecuencia Facial es uno de los procedimientos de Rejuvenecimiento Facial más avanzados, que, mediante la transferencia de energía bajo forma de calor a los estratos más profundos de la piel, produce una ruptura de los enlaces cruzados rígidos de colágeno al mismo tiempo que estimula su producción a largo plazo, mejorando de ésta forma, la elasticidad de la piel, eliminando los signos de envejecimiento y devolviéndole una apariencia juvenil y lozana.

Este procedimiento no invasivo, no quirúrgico, sin inyecciones; conocido como “Lifting sin Cirugía “, es adecuado para tratar:

  • . Arrugas y líneas de expresión en la frente, entrecejo y área peri ocular (patas de gallo).
  • . Flacidez y falta de tono.
  • . Mejillas y contorno facial: surcos naso genianos y área mandibular.
  • . Papada, cuello y escote.
  • . Ojeras y bolsas.

Las sesiones de radiofrecuencia facial son sumamente placenteras, duran en promedio 30 a 40 minutos, el paciente puede reanudar sus actividades en forma inmediata y pueden realizarse en cualquier época del año. Se realizan cada 15 o 20 días y el número de sesiones dependerá de la patología a tratar.

La Radiofrecuencia Facial puede combinarse con otros tratamientos estéticos, como Peelings Químicos, Mesoterapia, Skinboosters, Toxina Botulínica, que actúan sinérgicamente mejorando los resultados en forma notable.

Utilizamos aparatología Meditea, empresa líder en el mercado, que cumple todas las normas de bioseguridad.